lunes, 26 de diciembre de 2016

Tigres UANL (3) 1-1 (0) América


Los Tigres de la Universidad Autónoma de Nuevo León conquistaron su quinto título al derrotar a las Águilas del América en la tanda de penales luego de haber empatado a cero en el tiempo regular y a uno en el tiempo extra del partido de vuelta de la gran final de la Liguilla del Torneo Apertura 2016 de la Liga Bancomer MX.

Las Águilas cerraron con una nueva derrota el año del Centenario en el que ganó un único título, el de Campeón de la CONCACHAMPIONS, precisamente ante su actual victimario, Tigres UANL, que cobró venganza de la final celebrada en abril del presente año.

Ricardo Tuca Ferretti preparó el partido a conciencia y jamás quitó el dedo del renglón. Para Tigres, la prioridad era atacar sin perder el orden y, sobre todo, no dejar espacios abiertos por donde el América pudiera explotar la velocidad y habilidad de sus atacantes para el contragolpe.

El partido comenzó caliente y muy prometedor con un claro avance de Tigres que se plantó en el área americanista y puso a trabajar desde temprano a Moisés Muñoz pero el primer intento no fructificó y muy pronto ambas defensivas se fueron imponiendo y el partido se fue enfriando a tal grado que durante la primera parte los arqueros no tuvieron prácticamente acción.

La Volpe mandó de nueva cuenta una formación con 5 defensores, 4 medios y un único delantero ya que aunque en el papel José Guerrero salía como mediocampista y Michael Arroyo como enganche, la realidad fue que Guerrero fungió como tercer central y Arroyo no fue el extremo descarado que solía ser cuando entraba de cambio sino que ahora tenía que cubrir también una labor defensiva.

Después de un primer tiempo muy trabado y expectante en el que las Águilas lograron enfriar el partido, Tigres fue tomando cada vez más protagonismo y comenzó a coquetear con el gol y, sobre todo, puso a trabajar más seriamente a Moisés Muñoz para quien fue muy válido aquello de portero sin suerte no es portero ya que los postes le salvaron de la anotación en un par de ocasiones y es innegable que gracias a las excelentes intervenciones del guardameta de los azulcremas, que en esta ocasión salieron con una camisa color vino tinto y short blanco, el América se mantuvo en la pelea.

El partido se fue calentando en parte porque ambos equipos buscaban el balón con todo, pero también en gran medida por el pésimo trabajo arbitral. El silbante comenzó a cometer errores cada vez más graves y, lo peor, buscó compensar. Igual dejó de marcar un par de penales para Tigres que uno más para el América y le tembló la mano a la hora de expulsar a Arroyo quien por poco y le arranca la pierna con una plancha a un rival en una jugada sin importancia y muy lejos de zona de peligro.

Javier Aquino tuvo que abandonar el terreno de juego entre lágrimas por una lesión y su lugar fue ocupado por Damián Álvarez quien le dio nuevos bríos a la ofensiva de los neoleoneses y puso a trabajar muy fuerte  a los defensas centrales americanistas.

Rubens Sambueza fue amonestado al 52' y Michael Arroyo al 60', pero La Volpe no reaccionó y mantuvo a ambos en el terreno de juego pese al historial de indisciplinas de ambos y a que la jugada en la que resultó amonestado Arroyo era en realidad de expulsión. El técnico argentino mandó al terreno de juego a Silvio Romero en sustitución de Oribe Peralta al 79' y, obligado por una lesión de Guerrero, puso a jugar a Edson Álvarez al 85'.

En la recta final del tiempo regular, Jorge Torres Nilo se hizo expulsar y Ferretti reorganizó a su equipo mandando a José Palmera Rivas por Ismael Sosa y a Alberto Acosta por Iván Estrada.

El América se encontró con un gol a balón parado al 95'. Michael Arroyo cobró un tiro de esquina desde la banda izquierda, Pablo Aguilar desvió con la cabeza y Edson Álvarez aprovechó para empujar el balón hasta el fondo de la portería local para el 0-1.

Tigres adelantó filas de inmediato pero se topó con una muy bien plantada defensiva visitante que parecía haber estado esperando precisamente ese momento para aprovechar por fin espacios abiertos y contragolpear, por lo que el encuentro vivió instantes muy intensos. Lamentablemente para los de Coapa, Rubens Sambueza se hizo expulsar muy pronto, al 103', y equilibró las acciones de nueva cuenta.

Conforme ambos equipos aumentaban en intensidad, era claro que el partido se le escapaba de las manos al silbante. Las entradas fuertes comenzaron a abundar y estalló una bronca en la banca del América cuando aparentemente Darwin Quintero provocó a Gignac y este se le lanzó con todo. De la gresca resultaron expulsados José Rivas, Paolo Goltz y otros elementos que no estaban en el terreno de juego, incluyendo a un reportero de la cadena de televisión encargada de la transmisión del partido.

El árbitro ya no quería queso sino salir de la ratonera pero Tigres estaba empeñado en conquistar el empate y siguió empujando con todo sobre la portería americanista y logró empatar al 119' con una anotación de Jesús Dueñas a centro de Jürgen Damm provocando la explosión de júbilo de los fanáticos del conjunto universitario que jamás dejaron de apoyar a su equipo.

Pese al tiempo perdido en la bronca y en las expulsiones y lesiones, el árbitro no quiso saber más del partido y decretó el final del tiempo extra, lo que obligó a ambos equipos a dirimir quién se llevaría el título en la ronda de penales.

Por Tigres anotó primero Gignac que rápidamente hizo enloquecer a la concurrencia que festejó ruidosamente la anotación del astro francés. Por el América falló William Da Silva quien mandó un disparo bien colocado pero suave y fue detenido de buena forma por Nahuel Guzmán. Tocó el turno de Juninho quien sin pensarlo dos veces, venció a Moisés Muñoz y puso 2-0 la serie de penales. Por el América tocaba turno de Silvio Romero quien mandó un disparo suave y al centro que también fue desviado por Nahuel Guzmán. Guido Pizarro puso el marcador 3-0 y dejó toda la presión sobre Javier Güemez quien mandó un disparo suave y a la izquierda de Nahuel quien, de nueva cuenta, rechazó el disparo para asegurar el triunfo de su equipo y darle la corona a Tigres que de inmediato comenzó los festejos de su 5a corona.

No hay comentarios:

Publicar un comentario