domingo, 31 de julio de 2016

América 0-3 Tigres UANL


Los Tigres de la Universidad Autónoma de Nuevo León se impusieron por 3 goles contra 0 a las Águilas del América en el Estadio Azteca. La victoria le sirvió a los felinos para escalar momentáneamente hasta el 5o lugar ya que tienen ahora 5 unidades y, de paso, bajó a las Águilas, que se quedaron en 6 puntos, hasta el 4o puesto.

El primer aviso serio fue enviado por Osvaldo Martínez quien reventó un balón en la base del poste izquierdo de la portería defendida por Nahuel Guzmán cuando apenas corría el 6'. El disparo, de tiro libre, fue muy potente y Nahuel simplemente fue un espectador más pero el rebote cayó lejos de cualquier atacante americanista y la jugada no dio para más.

Tigres se fue adueñando poco a poco del esférico y fue imponiendo su ritmo y condiciones, con el América esperando con muchas unidades atrás y buscando el mejor momento para contragolpear. Las jugadas ofensivas de los visitantes se iban multiplicando y Hugo González se veía forzado a intervenir cada vez más hasta que, cuando ya corría el 37' sobrevino un largo centro al área que parecía fácil para el cancerbero americanista, pero este chocó con Gignac y no pudo hacerse del balón ni despejar y se escurrió hasta los pies de Javier Aquino quien con calma la paró, se acomodó y mandó un gran disparo con efecto que se incrustó en la horquilla de la portería americanista para el 0-1.

El América no tenía argumentos para ir al frente más que a contragolpes porque Tigres era el dueño del balón y marcaba el ritmo del encuentro y esto no cambio con el gol. Osvaldo y Rubens tomaron más protagonismo y comenzaron a comandar las rápidas incursiones de los de Coapa sobre la portería rival pero Tigres se veía bien parado y seguía reteniendo más tiempo el esférico.

Cuando el partido lucía más nivelado, sobrevino una acción que rompió el equilibrio. El América atacaba y la zaga del conjunto felino rechazó el balón hacia afuera del área donde Alex Renato Ibarra saltó con el codo arriba y chocó accidentalmente con la cara de Juninho, por lo que el árbitro lo expulsó con roja directa. Era el 45' y las Águilas vivían sus mejores momentos.

Para la segunda parte, Ambriz volvió a mandar atrás a sus pupilos y Tigres retomó el control del esférico y, por ende, del partido. Los visitantes se movían a sus anchas y aprovechaban que los americanistas dejaban muchos espacios abiertos para contragolpear cada vez que robaban el balón. Ambos equipos cruzaban el terreno de juego con largos trazos o a todo galope y el encuentro vivía acciones en ambas áreas con contragolpes a toda velocidad hasta que, cuando ya corría el 59', Lucas Zelarayan que se coló por el centro ya en terrenos americanistas y parecía enfilar al área, combinó con Gignac que se había abierto ligeramente a la derecha ya en el interior del área. El francés controló el esférico con gran clase y mandó un tiro bombeado que superó con maestría a Hugo González para incrustarse en las redes de la portería americanista para poner el marcador 0-2.

América no tenía argumentos para hacer daño y aunque trataba de empujar hacia el frente, no inquietaba a Nahuel Guzmán pero en la defensa sufría en cada contragolpe del equipo visitante que en todo momento mantuvo el olfato para crear peligro.

Cuando ya corría tiempo de compenzación, 93', Luis Quiñones penetró como cuchillo en mantequilla, taladrando el centro, y sirvió para Ismael Sosa que se había movido hacia la izquierda para, a toda velocidad, superar a los defensivos contrarios y mandar un tiro raso y cruzado que venció por tercera ocasión a Hugo González y sellar la derrota americanista con un contundente 0-3.

No hay comentarios:

Publicar un comentario