miércoles, 29 de febrero de 2012

Como pez en el agua

Muy pocos discuten los balones de oro de Messi y su valía con el Barcelona pero en su país muchos le han cuestionado su poca aportación con la albiceleste aunque él no se desanima e insiste en que también puede hacer mucho por su país y, después de su actuación de hoy, se espera si no que lo carguen en hombros, por lo menos que le obsequien el beneficio de la duda.

Messi se ha servido con la chuchara grande ante Suiza en Berna en el triunfo 3-1 de los argentinos sobre los helvéticos. Lio por fin ha logrado su primer hat-trick con la albiceleste y eso es para festejarlo.

El partido fue bien disputado, con llegadas en ambos marcos y muchas emociones. Por momento, los delanteros argentinos hicieron gala de su toque y técnica y pasaron el balón envidiablemente, volviendo locos a los defensores suizos que se replegaban para evitar daños pero no pudieron evitar que Argentina se fuera al frente 1-0 en el primer tiempo.

Mascherano fue el organizador del medio campo y Messi y Agüero se supieron juntar, tocar y triangular para enloquecer a la zaga suiza que apenas lograba robar un balón, buscaba rápidos rompimientos que, con toda verticalidad, atravesaban el campo e, invariablemente terminaban con un disparo a puerta aunque en muchas ocasiones era bastante desviado.

El 1-0 llegó precisamente en una triangulación entre Messi y Agüero que terminó anidando el primero después de que el Kun le cediera de taquito y permitiera que Lio entrara a toda velocidad partiendo en dos a la zaga suiza.

Pero Suiza no bajó los brazos y empató pronto por conducto de Shaquiri, uno de sus mejores jugadores sin duda, que aprovechó una serie de errores de la zaga pampera que no supieron como romper y terminaron por habilitarlo para que fusilara al portero.

Sin embargo, en términos generales, la defensa argentina se vio bien, mucho más segura que en épocas de Maradona y mostró bastante orden aunque hay que reconocer que no fue apretada del todo.

Messi volvió a hacer de las suyas al robar un balón y recortar al arquero suizo para el segundo gol y un tiempo después, anotar un penal para dejar cifras definitivas 3-1 a favor de Argentina en Suiza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario